Hoy queríamos comentar una noticia, que no tiene desperdicio, el concejal de turno contrata un campo de futbol, llamado los pitufos, y cuando le “pillan” alega que el Interventor no le avisó a pesar de que este informaba en contra desde la tercera factura, y que el mismo concejal anuncia en medios de comunicación el coste total de la obra (180.000€). En fin moraleja, dejemos todo muy clarito que cuando pintan bastos, la culpa siempre la tenemos los mismo, aunque hayamos informado.
Enlace noticia